Había una vez…

…Había una vez un hermanito que vivía en la panza de mamá. Estaba todo el tiempo  nadando y nadando y nadando en el líquido amniótico, un poco aburrido y un poco triste porque se sentía solito, hasta que un en día, en la pared del Útero encontró una inscripción que decía:  “Acá vivió, durante nueve meses, Abel Martinez Valls”. El hermanito quiso saber qué significaba eso, se compró una lupa, afinó su oído y se puso un traje de detective para averiguar. Tanto averiguó que, al final,  descubrió que Abel era su hermano mayor y que vivía fuera de la panza de mamá, y que le gustaba mucho jugar a los autitos, ruuuuuuuuuuuuuu, ruuuuuuuuuuuuuu; a la “cocó” (pelota)  y hacer muchos gooooooooooool!!! gooooooooool!!! y también le encantaban las… las… laaaaaas cooooooosquiiiiiiiiiiilliiiiiiiitaaaaaas!!!!… Entonces, el hermanito se puso muy contento porque supo que cuando saliera de la panza de mamá no iba a estar solo, que su hermano mayor lo iba a estar esperando para jugar con él. “Pero -pensó- no puedo aparecerme en su casa con las manos vacías”, entonces, el hermanito ni lerdo ni perezoso, se puso a fabricar una pista de autos de carrera ¡de tres pisos! para regalarle al hermano mayor cuando saliera de la panza de mamá… Y ahora,  en vez de nadar y nadar y nadar todo el día, también construye  la pista… Porque el hermanito te quiere mucho a vos. Vos lo querés al hermanito?

No.

-Bueno, mi amor, otro dia te convenzo… Ahora ” colorín colorado este cuento… se ha ter-mi-na…

-…do.”

-Muy bien…

-Má!.

-¿Mas qué? ¿Queres que te lo cuente otra vez?

-Ah.

-No, mamita, ya te lo conté cinco veces. Ahora a dormir… que descanses y sueñes con los angelitos y los “angéles”… y muchas cosas lindas… Mamita va a estar en su cama, si necesitas algo la llamás bien fuerte, pero sin zarparte, hijito, que mamita también esta cansada. Chau, cielito. Te amo.

6 respuestas a Había una vez…

  1. Claudio dice:

    bellísimo!!!

  2. claudia dice:

    Hermoso y tiernoooooooooooooo, es verdad hay que engancharlo así, vas bien, lástima que yo la teoría no pueda aplicarla con el mío, es re-pila todo el día!

  3. Sissi dice:

    jajajja me hciste acordar cuando mi mamá estaba embarazada de mi y, según me cuentan, Gustavo no quería saber nada… para convencerlo de que mi llegada era provechosa para él, le tuvieron que comnprar una bolsa gigante de RASTI (sus favoritos) y cuando vino a conocerm, ni le importé!!!!! Sólo buscó los RASTI que su hermanita había traído de la panza de su mamá. jajajajaa my parecido no????
    Me encantó!!!!!! Beso

  4. jessivalls dice:

    Y quien te pensas que me dio la idea? jajajja Besos y gracias !

  5. Daniela dice:

    POrque sera que nos causa tanta culpa el segundo embarazo respecto de nuestro primer hijo si en realidad le estamos haciendo el mejor regalo del mundo!!!!! REcuerdo que hice lo mismo, July queria una valija de Juliana DOctora que su hermanita trajo de la panza…y cuando vino a conocerla y descubrir que le habia traido la hermana….se olvido que habia ido para conocer al a hermana!!!! Con el tercero no me paso jajajaj primero porque no tenia tiempo, segundo porque necesitaba dos regalos y tercero porque mi amiga psicologa me dijo que deje de ser culposa jajajaj y que el mejor regalo que podia traerles el hermano era que supieran que llegaba para cuidarlas!!!!!
    Pero el cuento…NO TIENE DESPERDICIOOOOO y tu pedagogia menos….yo no logro que mis hijos duerman solos todavia jajaaj las nenas se la pasan de una cama a la otra y el gordo mitad de la noche en su cuna y mitad en mi cama!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: